¿Adiós vallas? - Es la hora de la creatividad

Por Gabriel Suárez, @SenorCreativo, Brand Designer - Creativo Digital - Diseñador Gráfico - Visual Storyteller.

Ante un público anestesiado, creatividad caduca y restricciones de colocación las vallas de toda la vida se deben tornar en vallas inteligentes.

Creatividad inteligente para usuarios inteligentes.

El pasado mes de marzo se empezaba a llevar a cabo la retirada de 80 vallas publicitarias del entorno de las carreteras tinerfeñas. El Cabildo pone en marcha este plan en pos de la seguridad vial y de la calidad paisajística.

¿Alguie las echará de menos? A ver, levanten la mano… 1, 2...3… y ya. ¡Ah! ...son los dueños de las vallas… Empiezo a entenderlo. ¿Pero aún no les habían dicho a los clientes que aquello no lo veía ni dios?

No se me enfaden amigos jefazos de agencias que tienen vallas a tutiplén. Es una broma exagerada.  Que el público está anestesiado ante la publicidad digital es ya un hecho. Imagínense cómo puede estar de anestesiado frente a un elemento que no ha ofrecido nada nuevo en décadas (muchas), está masificado y despista en un momento de máxima concentración. Ustedes lo sabían pero ¿cómo vamos a dejar de vender algo que ya tenemos? ¿Para qué cambiar si…¿funciona?

No se me enfaden. Tienen gente creativa para sacarles de este entuerto. “Y ahora, con menos vallas…¿contratamos a 3 "comuniti magayers" para nuestro departamento de social media”. Claro que si guapi.

El mundo real no está clasificado por departamentos. Es lo que es orientado al usuario y con un buen producto. El gran formato de las vallas NO está muerto. Lo que está muerto es la falta de creatividad con verdadero valor. 

Ideas y tecnología. Esa es la solución y la tenemos delante de nuestros ojos. Las agencias (salvo excepciones muy honrosas) siguen pensando, como grandes dinosaurios que son, que la comunicación digital es algo de un departamento con community managers. No. No hay mundo digital y otro analógico. Hay una realidad en la que el usuario final siempre va con un móvil encima y decide lo que compra, quiere o deja de querer a través de él. Y ya empieza a estar cansado de que también lo bombardeen por ahí también.

La creatividad en Canarias es vital para cambiar este paradigma. Ideas y tecnología para hacer una publicidad más eficiente.

Vamos a hacer útil ese espacio ocupado por la valla. Orientándolo al usuario, con la vista puesta en la tecnología y en tiempo real.

Las vallas, son el medio publicitario (quizás) más antiguo y menos impulsado por la tecnología. Esa hora, con el Internet de las Cosas cuando surge una oportunidad de actualización para que agencias y marcas obtengan un rendimiento adecuado.

Básicamente las marcas y agencias de publicidad todavía dependen de las personas que pasean en bicicletas y hacen  fotografías de vallas publicitarias para asegurarse de que están recibiendo lo que han pagado. 

¿Y si supiéramos quién ve cada valla? ¿Y si además interactuáramos con él? Esto que muchos de ustedes lo ven como ciencia ficción es una realidad consolidada en muchos lados. Bajo el mismo prisma que la publicidad en Internet el uso de vallas como soporte puede ser bastante más efectivo. 

Esto es la aplicación del Internet de las Cosas a la comunicación para las empresas. Y no nos quepa duda, en las ciudades inteligentes, la publicidad deberá ser más inteligente que nunca y las vallas estarán de vuelta. 

¿Cómo podremos hacerlo? La tecnología está ahí. Tenemos móviles smartphones a través de los cuales obtenemos muchísima información para la publicidad (páginas vistas, gustos en Facebook, que hemos comprado en determinada tienda, geolocalización…), tenemos la manera de comunicarnos con el proceso en la nube de manera barata, tenemos pantallas enormes. ¿Tenemos creatividad? Claro que si.  

¿Qué nos ofrece la fórmula publicidad+Internet de las Cosas? Comunicación efectiva. El usuario verá lo que realmente necesita o puede necesitar. Por otro lado, la recogida de datos es realmente útil ya que es muy diferente decirle al cliente que donde está su valla pasan 2.000 coches a la hora que decirle que su valla ha sido vista realmente por 200 personas (pueden verlo en ese instante o luego, en su smartphone) y que han comprado el producto anunciado 100 personas.

Estamos ante un cambio de ciclo publicitario. Quizás algunos aún se aferran a soportes sin actualizar pero deberíamos preguntarnos qué clase de humo le están vendiendo a sus clientes.

Si usted es inteligente, su publicidad también debería serlo.

 

Google Plus
LinkedIn

Deja un comentario

Estás comentando como invitado.
Cajasietecontunegocio
Comprometidosconnuestragente

Suscríbete a nuestra Newsletter