• Inicio
  • Temas
  • Finanzas y Fiscalidad

Otra “modalidad” fiscal, el Flat Tax.

En España, hay que ser un verdadero “cirujano” para manejar la recaudación tributaria, controlando que la recaudación sea la necesaria y presupuestada, sobre todo porque hay que cumplir con mucho gasto comprometido, como suelen ser entre otros: deuda, pensiones y salarios de funcionarios.

Me parece interesante comentar otra “modalidad” fiscal, como es el Flat Tax, que viene a ser una tasa plana o única. El Flat Tax consiste en aplicar una tasa única que se aplica igualmente al impuesto sobre sociedades (empresas), como al IRPF (personas físicas), como al consumo, etc., limitando las deducciones fiscales, que en muchas ocasiones hacen que el tipo efectivo pagado sea mucho menor.

Se podrían enumerar como ventajas: la sencillez, ya que, todos los impuestos son grabados con la misma tasa, con lo que simplifica mucho el modelo tributario, no hay que hacer muchos esfuerzos a la hora de calcular los impuestos, debido en parte a que también se reducen o eliminan las deducciones fiscales; menor coste de administración, al ser una tarifa plana se reducen los estímulos para evadir impuestos con lo que con menores tasas se podría recaudar incluso más (se puede estar dispuesto a producir más y a pagar los impuestos con unos impuestos menores); se puede tener un mayor control por parte de los gobiernos; puede servir para estimular inversiones; muchos la consideran más “equitativa” y “fácil de manejar”.

Por el lado las desventajas: al aplicar un solo impuesto no se podría elevar mucho para no afectar a los de menores ingresos, no contempla la famosa “progresividad”, todos pagan los mismos impuestos sin importar si los ingresos son altos o bajos; debemos destacar que nunca se ha probado en países con sistemas de recaudación tradicionales y de aplicarse debemos tener en cuenta que algunos impuestos se reducirían pero otros se gravarías más.

Este es un tema que da para mucho, la recaudación de los gobiernos, casi siempre nos fijamos (o hacen que nos fijemos) en el lado de los ingresos (recaudación) y no prestamos la necesaria atención al lado del gasto (gasto público).

Los detractores de este sistema remarcan con qué el “bajar impuestos” puede afectar al llamado “Estado de bienestar” y los partidarios qué tenemos que pensar si controlando el gasto público y generando mayor renta disponible para consumo, ahorro, etc., se puede recaudar lo necesario para mantener dicho sistema; incluso porque se declaran cantidades actualmente no declaradas.

Habría que analizar la situación con un Flat Tax entre el 15-20%, seguro que se puedan hacer estimaciones al respecto. Se podría decir que a priori el Flat Tax estimula las inversiones, puede dar mayor movimiento económico, se eliminan deducciones fiscales con lo que se amplían las bases tributarias y que si las tasas son bajas también produce un incentivo al trabajo.

¿Qué opinas al respecto? ¿Consideras que hay margen para bajar los impuestos y que una reducción podría hasta significar una mayor recaudación?

Google Plus
LinkedIn

Sobre el Autor

Gonzalo Ascanio

Gonzalo Ascanio

Con más de doce años de experiencia en auditoría, y sólidos conocimientos en consolidación de balances, coordina varios equipos y proyectos de auditoría de diferentes sectores, asignando tareas, recursos y responsabilidades.Por otro lado está implicado en proyectos de revisión de control interno y de auditoría interna de las empresas, emitiendo cartas con recomendaciones sobre el control interno. Destaca también en la realización de trabajos de procedimientos acordados, incluyendo revisiones contables e informes de covenants así como acciones de formación externa e interna.

Colabora dentro de la temática de Finanzas y Fiscalidad. 

 

Deja un comentario

Estás comentando como invitado.
Cajasietecontunegocio
Comprometidosconnuestragente

Suscríbete a nuestra Newsletter