• Inicio
  • Temas
  • Internacionalización

El contexto para la internacionalización de Canarias

El contexto para la internacionalización de Canarias

La situación geoestratégica de Canarias se ha visto potenciada durante las últimas décadas. Se ha consolidado como una excelente plataforma tricontinental de comercio y logística entre África, América y Europa. Un lugar para llevar a cabo visitas turísticas y para realizar negocios.

Factores de carácter interno, como el impacto de la crisis económica internacional en  el empleo, y de carácter externo, como la revalorización de las ventajas geoestratégicas, han conducido a que desde el Archipiélago se realice una doble apuesta. Por un lado se han adecuado los instrumentos financieros y los programas operativos con cargo a los Fondos Europeos, orientándolos hacia los ejes que componen la Estrategia de Desarrollo Inteligente de Canarias. Por otro lado, con el impulso del Gobierno de Canarias, y el apoyo unánime del Parlamento, se ha proyectado la Estrategia de Internacionalización con un doble objetivo: ayudar a salir al exterior a las empresas canarias, y atraer empresas exteriores para que operen en las Islas, y colaboren en la modificación y diversificación de la estructura productiva.

Esa doble apuesta parte de la ubicación y la posición geoestratégica para definir y consolidar el concepto de “Hub”, un auténtico nodo para hacer negocios, dotado de seguridad jurídica, seguridad sanitaria y seguridad para las personas.

La conectividad, en este contexto, resulta determinante. Por eso se ha convertido en un eje estratégico la búsqueda de instrumentos y medios que permitan conectar personas, mercancías y datos. Además de contar con dos grandes infraestructuras portuarias en el Atlántico Medio, en Canarias se encuentran operativos 8 aeropuertos, 6 de los cuales realizan tráficos internacionales, que mueven 34 millones de pasajeros al año, con cientos de vuelos directos semanales con Europa y 43 vuelos semanales con África.

Para una economía que, además, aspira a volcarse decididamente en el conocimiento y su gestión, contar con infraestructuras tecnológicas es esencial. 50 satélites operan sobre Canarias; el Proyecto D-Alix conecta África con Europa y América y están presentes las principales compañías de telecomunicaciones. 

Si bien es cierto que existe un enorme margen de mejora en la Formación Superior, como palanca facilitadora del tránsito hacia la Sociedad del Conocimiento, además de las Universidades Públicas de La Laguna y Las Palmas de Gran Canaria, se encuentran autorizadas otras tres universidades privadas, diversos Centros de Investigación punteros en Medicina Tropical, Astrofísica o Biodiversidad marina, así como una red de 146 centros de Formación Profesional y 30 Centros Educativos Internacionales.

Diseñada pues la Estrategia y alineados los recursos tecnológicos y humanos necesarios, el tercer elemento para contextualizar la internacionalización lo encontramos en el Régimen Económico y Fiscal, especialmente en la parte fiscal que entró en vigor el 1 de enero del año 2015. Se diseñó una propuesta global para coordinar los incentivos fiscales con la creación de empleo, el incremento de los procesos de innovación y la internacionalización de la economía.

La Reserva para Inversiones en Canarias se abrió a la materialización en actividades específicas de I+D+I, admitiendo los importes generados por gasto de investigación y desarrollo en proyectos contratados con universidades, organismos públicos de investigación o centros de innovación y tecnología, oficialmente reconocidos y situados en Canarias.

La Deducción por Inversiones extiende hasta 15 años el plazo de su aplicación y ofrece una consideración especial para las actividades de I+D+I, además de su indudable mejora para los proyectos cinematográficos. El porcentaje de deducción se incrementa para las actividades de innovación tecnológica y para las de investigación y desarrollo, pasando del 32% al 45% actual.

Mención especial requiere la Deducción por Inversiones en África Occidental, cuyo objetivo es potenciar la internacionalización de las pymes canarias. Se trata de una novedad normativa diseñada para acercar las empresas canarias a un mercado creciente que demanda tecnología y cualificación para profesionales y empresas.

Si bien la RIC y la DIC se han visto robustecidas para potenciar las empresas que operan en Canarias, o que aspiran a su expansión exterior, la Zona Especial Canaria se ajustó para atraer operaciones exteriores. La eliminación de los límites geográficos, la prórroga de la vigencia del incentivo hasta el 2026, la ampliación de la lista de actividades y la simplificación de las bases imponibles, junto al mantenimiento del tipo del 4% en el Impuesto de Sociedades y la compatibilidad con otras figuras fiscales, está suponiendo un enorme atractivo, especialmente para empresas de base tecnológica, de comercio al por mayor; aquellas vinculadas al sector audiovisual, o las que persiguen intereses logísticos, portuarios o aéreos. El efecto llamada, especialmente para empresas que deseen desarrollar su actividad principal en África, o con gran volumen de negocio, se ve incrementado por la seguridad jurídica que a las herramientas fiscales otorga la Unión Europea.

En coyunturas de cambios vertiginosos, como el que vivimos, con procesos acelerados de penetración de la inteligencia artificial en la base de la economía, que a su vez provoca variaciones profundas en la organización, donde prevalecen los fenómenos globales y la inmediatez, los usos de producción y consumo cambian, y los canales de información y distribución también. Las organizaciones se aplanan y la desintermediación avanza. En ese cambio de piel que está experimentando el mundo, Canarias, desde el Atlántico medio, se prepara para jugar un papel diferente, en un escenario donde la economía del conocimiento y la internacionalización de los intercambios se impone. Con la progresiva desaparición de las células muertas de la piel, aparece la piel nueva. Aún es débil, delicada, pero el proceso es imparable e ilusionante.

Sobre el Autor

Milagros Luis Brito

Milagros Luis Brito

Licenciada en Geografía e Historia y Diplomada en Alta Dirección de Empresas con un Máster en Comunnity Managment, Empresas 2.0 y gestión de redes, es desde febrero de 2012 Vicepresidenta de la Zona Especial Canaria, Consorcio integrado por el Gobierno de Canarias y el Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas. Asimismo ha ejercido como Profesora de Historia de Canarias en la Escuela Universitaria de Trabajo Social y dando ponencias en diferentes jornadas y congresos complementando esta actividad con la elaboración de diversas comunicaciones y publicaciones. Colabora dentro de la temática de Internacionalización.

Colabora dentro de la temática de Internacionalización.

Deja un comentario

Estás comentando como invitado.
Cajasietecontunegocio
Comprometidosconnuestragente

Suscríbete a nuestra Newsletter